Santería Cubana
Tradición y Cultura

Santería Cubana
Religión

Entendiendo la Santería Cubana en 2024: Una Religión de Sincronía Cultural y Espiritualidad!

La Santería Cubana es una religión sincrética que combina elementos de las tradiciones yoruba de África Occidental con aspectos del catolicismo y creencias indígenas americanas.

Surgida en Cuba durante el período colonial, la Santería se desarrolló entre las comunidades de esclavos africanos y sus descendientes, quienes mezclaron sus prácticas religiosas ancestrales con los elementos del cristianismo impuestos por los colonizadores españoles. Esta religión se centra en la veneración de deidades conocidas como Orishas, cada una asociada con ciertas fuerzas de la naturaleza y aspectos de la vida humana.

La práctica de la Santería incluye rituales con cantos, danzas, ofrendas y la consulta adivinatoria, y se mantiene viva en la cultura cubana, extendiéndose también a otras regiones del mundo.

La Evolución y el Impacto Cultural de la Santería Cubana

La Santería Cubana, conocida también como La Regla de Ocha o La Religión Lucumí, es una práctica espiritual afrocubana con raíces profundas en las tradiciones Yoruba de África Occidental. Esta religión sincretizada comenzó a tomar forma en Cuba durante el periodo de la trata transatlántica de esclavos, cuando los africanos Yoruba fueron llevados a la isla y se vieron obligados a fusionar sus creencias ancestrales con el catolicismo de los colonizadores españoles.

Durante los siglos XVII y XVIII, la Santería no solo incorporó elementos del catolicismo, sino que también fue influenciada por las prácticas religiosas de otros grupos étnicos africanos presentes en Cuba, como los Congo y los Carabalí. Esta mezcla de influencias africanas y católicas dio lugar a un sistema religioso único, caracterizado por un panteón de deidades u Orishas, cada uno con sus propios atributos y dominios.

La Santería se fortaleció como una forma de resistencia cultural y espiritual entre los esclavos y sus descendientes, preservando aspectos clave de su herencia africana. Con el paso del tiempo y la abolición de la esclavitud en el siglo XIX, comenzó a difundirse más allá de las comunidades afrocubanas, integrándose en la cultura cubana más amplia.

Orígenes y Adaptación Post-Colonial

La Santería Cubana, enraizada en las tradiciones Yoruba traídas a Cuba por esclavos africanos, comenzó a formarse durante el periodo colonial español. En este entorno, los esclavos encontraron necesario camuflar sus prácticas religiosas autóctonas para preservarlas, dando lugar a un proceso de sincretismo religioso. Asociaron sus deidades, conocidas como Orishas, con los santos católicos, permitiendo así que sus creencias ancestrales sobrevivieran bajo la apariencia del catolicismo impuesto.

Después de la abolición de la esclavitud en el siglo XIX, la Santería comenzó a difundirse más allá de las comunidades afrocubanas, integrándose progresivamente en la sociedad cubana en general. Esta época marcó una fase de adaptación y transformación para la Santería, en la que comenzó a ser practicada por un público más amplio y diverso, incluyendo personas de diferentes orígenes raciales y sociales.

Esta adaptación post-colonial no solo demostró la resiliencia y flexibilidad de la Santería como práctica religiosa, sino que también realzó su importancia como un elemento de la identidad cultural cubana. En este proceso, la Santería retuvo sus fundamentos espirituales y rituales, a la vez que evolucionó para reflejar las experiencias y la historia de sus practicantes en un contexto cubano cambiante.

Esta sección del artículo brindaría una visión comprensiva de cómo la Santería, manteniendo sus raíces africanas, se adaptó y evolucionó en el contexto cubano post-colonial, destacando su importancia en la formación de la identidad cultural y religiosa de la isla.

Santería en el Siglo XX: Entre la Represión y la Resiliencia

Durante el siglo XX, la Santería Cubana experimentó momentos de intensa represión. En la primera mitad del siglo, especialmente durante la era de la dictadura de Fulgencio Batista, y en ciertos periodos posteriores, las prácticas de la Santería y otras religiones afrocubanas fueron estigmatizadas y reprimidas. Se consideraban supersticiones o prácticas retrógradas, y sus practicantes a menudo enfrentaban discriminación y persecución. Esta represión se manifestó en la prohibición de rituales públicos y en la marginalización social y política de sus seguidores.

A pesar de estos desafíos, la Santería demostró una notable resiliencia. Los practicantes continuaron observando sus rituales y tradiciones, a menudo en secreto o en espacios privados, preservando así la continuidad de sus creencias. Esta persistencia no solo protegió la religión de la extinción, sino que también fortaleció la identidad y la cohesión de la comunidad afrocubana.

Además, durante la segunda mitad del siglo XX, la Santería comenzó a ser reconocida como un importante componente de la cultura cubana. Se observó un creciente interés en sus aspectos musicales, dancísticos y artísticos, tanto dentro como fuera de Cuba. Esto llevó a una gradual desestigmatización de la religión y a un mayor reconocimiento de su valor cultural y espiritual.

La Santería en el siglo XX es, por tanto, una historia de resistencia y adaptación. A pesar de los períodos de represión, la religión no solo sobrevivió, sino que también encontró nuevas formas de expresión y aceptación, reafirmando su lugar en el tejido social y cultural de Cuba y de la diáspora cubana en el mundo.

Globalización de la Santería Cubana: Expansión y Adaptación Cultural

A partir de la segunda mitad del siglo XX, la Santería se expandió significativamente más allá de Cuba, principalmente debido a la emigración de cubanos a otras partes del mundo, como Estados Unidos, México, y países de América Latina y Europa. Esta diáspora llevó a la Santería a nuevas geografías, donde comenzó a ser practicada por personas no cubanas, atraídas por sus rituales, su estética y su filosofía espiritual.

La globalización de la Santería también implicó su adaptación a diferentes contextos culturales y sociales. En lugares como Estados Unidos, la Santería no solo se fusionó con elementos de otras tradiciones afroamericanas y afrocaribeñas, sino que también interactuó con corrientes religiosas y espirituales más amplias. Esto llevó a la creación de nuevas formas de práctica y a la reinterpretación de algunos de sus elementos.

Además, la globalización ha aumentado la visibilidad y el interés académico en la Santería. Se ha convertido en objeto de estudio en campos como la antropología, la historia de las religiones y los estudios culturales, lo que ha ayudado a un mayor entendimiento y apreciación de esta religión en el ámbito global.

Asimismo, la Santería ha influido en áreas como el arte, la música y la danza, dejando su huella en la cultura popular y en las expresiones artísticas contemporáneas. Su expansión global ha llevado a un reconocimiento más amplio de su riqueza espiritual y cultural, así como a debates sobre temas como la apropiación cultural y la representación de prácticas religiosas afrocubanas en el mundo.

En resumen, la globalización de la Santería representa un fenómeno dinámico de intercambio cultural, mostrando cómo una tradición religiosa puede evolucionar y adaptarse, manteniendo su esencia mientras interactúa con nuevas culturas y sociedades.

Santería Hoy: Estudio y Reconocimiento Internacional

En la actualidad, la Santería se reconoce no solo como una práctica religiosa, sino también como un fenómeno cultural rico y complejo. Ha captado la atención de académicos y estudiosos de diversas disciplinas, quienes la estudian desde perspectivas antropológicas, históricas, sociológicas y artísticas. Este interés académico ha ayudado a desmitificar la Santería, proporcionando una comprensión más profunda de sus prácticas, simbolismo y relevancia cultural.

El reconocimiento internacional de la Santería también se refleja en la creciente visibilidad de sus prácticas y expresiones culturales en la escena global. Festivales, exposiciones de arte, y representaciones musicales y dancísticas inspiradas en la Santería han contribuido a su difusión y apreciación más allá de las comunidades afrocubanas.

Además, la Santería Cubana ha sido objeto de discusiones en foros internacionales sobre libertad religiosa y derechos culturales. Ha habido debates importantes sobre la protección de sus prácticas y rituales, especialmente en países donde sus seguidores son minoría.

Finalmente, la Santería se ha adaptado a las nuevas tecnologías y medios de comunicación. La presencia de la Santería en plataformas digitales y redes sociales ha facilitado un mayor acceso a información sobre la religión, así como la formación de comunidades virtuales de practicantes y seguidores.

Principales Deidades

En la Santería Cubana, las principales deidades, conocidas como Orishas, son entidades centrales que juegan un papel crucial en la vida espiritual de sus practicantes. Cada Orisha personifica fuerzas de la naturaleza y aspectos humanos, teniendo una influencia directa en el destino y el bienestar de las personas.

Los Orishas más destacados incluyen a Eleggua, el guardián de los caminos; Obatalá, símbolo de sabiduría y pureza; Yemayá, la madre de todos y protectora de los océanos; Oshún, deidad del amor y la belleza; Changó, guerrero y dueño del trueno y el fuego; y Oggún, el orisha del hierro y el trabajo.

La relación entre los fieles y estos Orishas es fundamental en la Santería, marcando un camino de respeto, devoción y comprensión de los misterios de la vida y la naturaleza. Cada Orisha posee atributos únicos y se le rinde homenaje a través de rituales específicos, ofrendas y cantos, lo que refleja la rica diversidad y la profundidad espiritual de esta práctica religiosa afrocubana.

  1. Eleggua (o Eleguá): Conocido como el guardián de los caminos, las puertas y las encrucijadas. Eleggua es a menudo invocado primero en ceremonias y rituales, ya que se cree que abre o cierra el camino al resto de los Orishas. Se le representa con los colores rojo y negro y se le asocia con el número 3.
  2. Obatalá: Considerado el creador de la Tierra y la humanidad, Obatalá es una deidad de gran sabiduría y compasión. Representa la pureza, la paz y la moralidad. Su color es el blanco, y es venerado como un poderoso y justo padre o madre para todos los Orishas y humanos.
  3. Yemayá: Madre de todos los Orishas y deidad del océano, Yemayá simboliza la maternidad, la fertilidad y el mar. Es conocida por su inmensa compasión y su capacidad para cuidar y proteger a sus hijos. Sus colores son el azul y el blanco, y se le asocia con la luna llena.
  4. Oshún: Deidad del río, Oshún es la orisha del amor, la belleza, la diplomacia y la riqueza. Se le asocia con el color amarillo o dorado y se le representa como una mujer joven y hermosa. Oshún es conocida por su habilidad para traer prosperidad y resolver conflictos.
  5. Changó (o Shangó): Orisha del trueno, el rayo y el fuego, Changó es un poderoso guerrero y protector. Es conocido por su valentía, fuerza y habilidad para traer justicia. Sus colores son el rojo y el blanco, y se le asocia con el tambor y el baile.
  6. Oggún: Deidad del hierro y el trabajo, Oggún representa la fuerza bruta, el trabajo duro y la habilidad para superar obstáculos. Se le asocia con el color verde y con los metales, especialmente el hierro.

Panteón Yoruba

Oloddumare: El Supremo Creador. 
 
Oddúa u Oddudúa: El Rey de los Muertos. Participó junto a Oloddumare de la Creación del Mundo. Su adoración es básicaen el territorio Nigeriano. En Cuba, se le respeta de manera especial y se le toma como un Orisha de mayor embergadura. 
 
Elegguá o Elegbá: Deidad responsabilizada de los avatares del destino. Su color es el rojo y negro. 
 
Eshu o Exu: El lado misterioso de Elegguá. Su color es el blanco y negro. 
 
Oggún: Dueño de todos los metales y responsable del trabajo cotidiano. Quien facilita los medios para alimentarnos. Es unorisha que sirve de apoyo a todos los Oshas Básicos. 
 
Oshosi: Deidad Justiciera. Vive en el monte y generalmente se le invoca en las copas de los árboles. Es el cazador porexcelencia. Nos trae la justicia a nuestras vidas y hace que salgamos bien de las operaciones quirúrgicas. Con élvive Ogdé su compañero inseparable. 
 
Ozun: El Vigía o Bastón de Obbatalá. Otros consideran que es el bastón de Orula o de Oddúa. 
 
Obbatalá: Embajador Supremo entre Oloddumare y los humanos. Siempre trae la paz ante las discrepancias. Su trono seencuentra en las cimas de todas las montañas. Representa el elemento tierra y su color es el blanco puro. 
 
Oke: La Montaña. Trono de Obbatalá. 
 
Oggán, Ogbón y Ogboni: Los Guardianes de Obbatalá y de los secretos místicos de la tradición.
 
Enú Ayé: Potestad que acompaña a Obbatalá.
 
Oyá o Yansá: Dueña de los Fuertes Vientos y de la Centella. Justiciera y leal protectora de los hijos de Shangó. Suespiritualidad se puede invocar en los Mercados. Es la que desarrolla el comercio. De Ella depende la evolución de nuestrasfinanzas. Generalmente, se le asocia como la Portera de los Cementerios. Representa el elemento aire y su color es el caféoscuro. 
 
Ayaó: Funge cómo la Secretaria de Oyá. Algunos creen y consideran que es su esclava más fiel.
 
Oshún o Oxún: Deidad encargada de trasmitir el amor entre los humanos. Dueña del oro y de las evoluciones financieras.Protectora de todas las mujeres. Su espiritualidad se le puede invocar en los ríos. Representa el elemento agua y su color esel amarillo. 
 
Ayé o Ajé Shaluga: El Tesorero de los Orishas. Es el encargado de mantener protegida las riquezas del Planeta. Algunosdicen que es macho y otros que es hembra, además, creen que no tiene brazos.
 
Igbá Omí: Es orisha menor y es el guardiero de todos los ríos. Es el Secreto de los Oloshas y se recibe en el bautizo en el ríoanterior de la iniciación. Sólo lo poseen los Iworos o Iniciados. Tiene una gran potestad para vencer los conflictos con lasalud. Vive junto al ángel guardián del iniciado o en una vasija de barro con agua que permanece junto al Altar de losOrishas.
 
Olokum: Deidad de las profundidades marinas. La que tenemos los Oloshas es hembra y lleva agua. La de los Babalawos esmacho y va seca y sellada. Fué Ferminita Gómez quién extendió su Culto por toda la isla. 
 
Brommú y Brosiá: Deidades emparentadas con Olokum y Oddúa. Representan el rocío y la lluvia.Orishaoko.- Es la deidad de la labranza y de los frutos de la tierra. Se consagró a Olokum en matrimonio.
 
Inle y Agbata: Espiritualidades relacionadas con Yemallá y Oshosi. Se les puede invocar en las desembocadura de los ríos.Se reciben para recibir salud para quién lo necesite. Inle Ayayá está considerado como un gran guerrero y cazador. Orula lorespeta y quiere mucho ya que dependió de él de sus súbditos su salvación en un momento que estuvo perdido en eldesierto.
 
Yemallá: Deidad maternal. Representa la Madre Naturaleza. Dueña de todas las aguas oceánicas, que junto a Olokum cuidande las riquezas de las profundidades marinas. Representa el elemento agua y su color es el azúl en todas sus modalidades.
 
 Shangó: Representa el Fuego, el Trueno y el Rayo. Generalmente, se le puede invocar en las copas de las palmeras.Guerrero que con altivez mantiene la justicia en los planos terrenales. No le gusta los engaños ni las traiciones y proporcionasentencia radical cuando algún hombre maltrata física o moralmente a las mujeres. Rey de todas las Religiones y Misticismos Africanos. Fué el primer Olúo (Babalawo) que existió en nuestra tradición, pero le entregó a Orula el poder de laadivinación a través del Até (Tablero Sagrado). Representa el elemento fuego y su color es el rojo, pero se convina con elblanco que aplaca su cólera.
 
Daddá y Agbañile: Hermana de Shangó. Fué quién lo mantuvo a salvo de la maldición de Obbatalá, hasta que éstecomprendió su error. Es la Corona del Olosha y reafirma con los años la iniciación del Sacerdote que la recibe.
 
Oggué: El Hechicero de Shangó. Fué quién lo salvó de la traición de sus súbditos y desde entonces vive junto a Shangó. Serepresenta por dos cuernos.Orula.- Profeta y Testigo de la Creación. Sumo Adivino de los Secretos del Oráculo de Ifá. Hijo de Obbatalá y Yembo. Es el Orisha que guía a sus representantes o sacerdotes de ifá.
 
Beyis: Pequeñas espiritualidades representadas por dos niños. No por pequeños dejan de ser tan queridos y poderosos.Según la mitología, fueron los únicos que pudieron vencer a Olosí con sus travesuras.
 
Iddeú ó Addeú: De la familia de los Beyis. Algunos creen que es una niña y otros que es un niño. Es el hijo(a) perdido(a) fruto del amor entre Orula y Oshún.
 
Osain: Deidad Dueño de todo lo intrínseco en la naturaleza. Curandero por excelencia. Conoce todos los misterios y poderesde las plantas, palos y bichos del monte. Un día apareció en la tierra, por eso no tiene padre ni madre. Generalmente, se leencuentra en las noches en los parajes solitarios. Cuando alguien le escucha identifica su plática como gangosa. Es el Padrino de Shangó y siempre lo protegió en sus contiendas guerreristas. Su poder es amplio y es excelente protector dequién lo posee. 
 
Aggayú: Es el mismo Volcán y convive con Oroiña (La Profundidad de la Tierra). Es uno de los tutores de Shangó.
 
Óba: Hermana de Oyá, Oshún y Yemallá. Esposa de Shangó. Su color es el rosa, y según versiones, se le puede invocar enlas orillas de los ríos, lagunas y en el interior de los cementerios. Cuida mucho de los que tienen padecimientos óseos.
 
Yewá: Hermana de Oyá, Oshún, Yemallá y Óba. Se le consagra todo lo virgen. Es la hija predilecta de Oloddumare. Es la protectora de las viudas y solteronas.
 
Babaluayé o Asojano: Rey de Dahomey. En Cuba muy adorado por los arará. Representa las epidemias terrenales y, porende, protege de las mismas. También es un orisha que proporciona mucha prosperidad económica para quién lo posee. Esmisterioso y justo. No le gusta el mal vivir de sus hijos y cuando se salen del camino, los vuelve a meter con pruebassugerentes. Siempre aparece acompañado de dos perros que lo cuidan y de su escobilla que utiliza para espantar lasmoscas, portadoras de enfermedades.
 
Nanú: Hermana de Babaluayé. Es de la familia de los ayanos.
 
Naná Burukú: Dicen algunos que es un camino de Yembo. Es la Madre de los Arará. Es muy misteriosa y poderosa. Su energía se invoca generalmente en las noches. Cuando logra dejarse ver, se manifiesta como una enorme serpiente.
 
Ikú: Es la Muerte. En la tradición yorubá es masculino. Todos los orishas hicieron pacto ante Oloddumare para vencer a Ikú en su misión de sacar a los hombres del plano terrenal. Cuando Ikú les gana a un creyente o iniciado, los Orishas vienen allorar esa pérdida, porque no pudieron cumplir con el acometido celestial.
 
Eggungún: Las almas de los antepasados o ancestros.
 
Eggun: Las almas de los desencarnados. Los espíritus.

Rituales y Ceremonias

En la Santería, los rituales son fundamentales para establecer y mantener una relación con el mundo espiritual. Estos varían desde ceremonias sencillas hasta complejas celebraciones religiosas, cada una con un propósito y significado específicos. Los rituales más comunes incluyen ofrendas, cantos, bailes y sacrificios, todos destinados a honrar a los Orishas y solicitar su guía y protección.

Ofrendas y Sacrificios: Elementos Clave de la Devoción

Las ofrendas son un componente vital en la Santería. Estas pueden ser alimentos, flores, velas o elementos simbólicos asociados a un Orisha en particular. Los sacrificios, que pueden ser de naturaleza simbólica o, en algunos casos, implicar animales, se realizan con gran respeto y son considerados como una forma de alimentar la relación con lo divino, una práctica que ha sido objeto de debate y malentendido.

Cantos y Danzas: Expresiones de Fe y Reverencia

Los cantos y las danzas en la Santería no son solo expresiones artísticas, sino manifestaciones profundas de fe y espiritualidad. A menudo realizados durante los rituales, estos elementos ayudan a invocar a los Orishas y a manifestar su presencia. Los cantos, usualmente en lengua yoruba, son una forma de comunicación con lo divino, mientras que las danzas pueden ser interpretaciones simbólicas de historias y características de los Orishas.

Divinación y Consulta Espiritual: Buscando Orientación y Sabiduría

La consulta espiritual y la divinación son prácticas comunes en la Santería, donde se busca la orientación de los Orishas para la toma de decisiones o para entender mejor los acontecimientos de la vida. Herramientas como el diloggún (caracoles) o los ikines (nuez de kola) son comúnmente utilizadas para estos fines, proporcionando a los practicantes una comprensión más profunda de sus vidas y su destino.

Ceremonias de Iniciación: Un Paso Hacia una Conexión Más Profunda

Las ceremonias de iniciación son fundamentales en la Santería, marcando la transición de un seguidor a un practicante más comprometido, conocido como santero o santera. Estas ceremonias, que pueden durar varios días, incluyen rituales específicos y enseñanzas que fortalecen el vínculo del iniciado con su Orisha tutelar y con la comunidad de practicantes.

 
 
De interés

Ojuani Irete

OJUANI IRETE (OJUANI BIRETE): PATAKÍES, SIGNIFICADO, CONSEJOS OBRAS O EBBOSES Y SECRETOS.  Ojuani Birete Akiti...

Obara Ogunda

OBARA OGUNDA (OBARA KUÑA): PATAKÍES, SIGNIFICADO, CONSEJOS, OBRAS O EBBOSES Y SECRETOS. Obara Kuña Shangó...

Osa

DICE OSA No sea falso ni traicione a su hermano. Habla de hijos, de distintos...

Okana Yekun

Okana Yekun: Patakíes, Significado, Consejos, Obras o Ebboses y Secretos de este Signo ''Tekite Awo...

Ofun Kana

OFUN KANA (OFUN OKANA): PATAKÍES, SIGNIFICADO, CONSEJOS, OBRAS O EBBOSES Y SECRETOS. Ofun Kana Okana...

Oyekun Pakioshe

Oyekun Pakioshe (Oyekun She – Oyekun Oshe): Patakíes, Significado, Consejos Obras O Ebboses Y...
Categorías
Suscríbete a nuestro boletín
¡Suscríbete a nuestro newsletter!

¡Toma esta decisión y, de ahora en adelante, siempre serás parte de nuestra familia religiosa.Te enviaremos tips y consejos sobre nuestra poderosa religión.

Artículos relacionados